Los Sugus o el último elemento de discordia tuitera

Hablar de Sugus es hablar de una gominola antigua, aunque adelantada a su tiempo. 

La realidad es que este caramelo masticable de Suchard, que suena a años 80, data de 1931, es decir, más antiguo de lo que cabría esperar. 

Pues bien, a punto de cumplir 90 años, en España sigue siendo objeto de debate. Eso sí, un debate dulce, simpático y apetecible, algo poco habitual en los últimos tiempos en redes sociales. 

Superado ya el debate cuñado del sabor del Sugus azul (siempre fue de piña), ahora la pregunta era más directa: sabor favorito. 

ADEMÁS: Mascarillas caseras que no protegen del coronavirus pero hacen reír

De hecho, Fermín, el tuitero que planteaba la duda y cuya premisa se viralizó de forma tremenda, iba más allá. "El color que elegimos nos define como personas". 

Lo cierto es que Fermín tiene razón pero solo en parte. Y es que elegir un color de Sugus, sea el que sea, define a la gente de bien, a la gente que sabe lo que quiere y a la gente que aprecia un buen manjar. Lo que define a una persona es decir que no le gustan los Sugus. Esa gente no es de fiar. 

Y ojo, que los hay entre las respuestas. 

ADEMÁS: ¿Son éstas las peores portadas de discos de la historia?

Hablamos de más de 12.000 réplicas, cada una de su padre y de su madre. Habrá entre tanto tuitero incluso alguno que le guste rebozarlos en tierra. 

Dicho lo cual, y tras leer muchas de las respuestas, sólo hay una verdad innegociable y que debería ser aceptada por todo el mundo: el mejor Sugus, sin lugar a dudas, es el de Menta. Point. 

Fotos: Twitter